B O D A S


Para mí, la fotografía de bodas consiste en congelar todos esos momentos únicos e irrepetibles de uno de los días más importantes de vuestras vidas. De forma natural, espontánea y con mucho cariño, mi objetivo es crear recuerdos bonitos y reales, que os trasladen a ese día y os hagan sonreír, por mucho que pase el tiempo.

Cada boda es distinta y esconde una historia en particular, por eso me gusta reflejar vuestra singularidad en mis reportajes, con delicadeza y sin intervenir.